El Metrocable Picacho comienza su recta final con la marcha blanca de sus primeros usuarios

El Metrocable Picacho es el primer sistema de cable local que incorpora la tecnología de direct drive para reducir el ruido del sistema.

 

Metrocable Línea P

La Línea P del Metro ya es una realidad. Este 26 de abril comenzó la denominada marcha blanca que es la última fase de pruebas antes de la entrada en operación comercial del sistema. Se trata de un proceso en el que los usuarios utilizan el metrocable de manera gratuita para conocer las bondades del proyecto y familiarizarse con él.

El Metrocable Picacho será el de mayor capacidad y velocidad del país, reducirá la emisión de 979 toneladas de CO2 por año, sumará 30.000 metros cuadrados de nuevo espacio público en la zona noroccidental y podrá movilizar hasta 4.000 pasajeros hora/sentido.

Esta línea del metrocable actualmente emplea 1.009 personas, 898 son hombres y 111 mujeres. Además, es el primer sistema de cable en la ciudad que incorpora la tecnología de direct drive que reducirá el ruido del sistema y con ello requerirá menos mantenimientos.

Entre los invitados a la marcha blanca se encuentran los líderes comunitarios de Castilla y Doce de Octubre (JAL, JAC, CCCP, Mesas, párrocos, clubes de vida), comunidad académica del sector, integrantes de corporaciones culturales y vecinos de las estaciones, entre otros, que manifestaron su intención de convertir los barrios en “ecobarrios” que rodeen la cultura metro de la ciudad.

Este proceso se lleva a cabo con todos los protocolos de bioseguridad como parte del relacionamiento positivo de la Alcaldía y del Metro con sus grupos de interés. “Recibimos la certificación de seguridad sobre las pruebas con carga sobre el sistema, por un organismo independiente, que nos da la tranquilidad de ejecutar el plan de tener una estación con invitados especiales de la comunidad”, manifestó el gerente del Metro de Medellín, Tomás Elejalde.

La Línea P es el sexto cable aéreo en Medellín, parte de su financiación contó con la participación de la Gobernación de Antioquia a través de $25.000 millones y una vez entre en operación dispondrá de cuatro estaciones (Acevedo, SENA, Doce de Octubre y El Progreso) y la siembra de unos 1.400 árboles en la zona de influencia del proyecto, lo que demuestra la apuesta de la Administración Municipal por continuar fortaleciendo la Ecociudad en todo el territorio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *